Tararira: Un desafiante pez americano

Su especie habita en casi todo el continente dentro de aguas dulces y es un depredador nato, el cual puede pesar hasta 5 kilos y representa una gran atracción para los aficionados a la pesca deportiva.

Un pez que llama la atención y es muy popular en la pesca del continente americano, es la Tararira. Reconocida por ser un animal de aguas dulces y quietas, esta familia también es llamada de diferentes formas según la zona: taralila, guabina, tararayra, pirá naró, mondiah, tarucha y algunos más, aparte tiene un nombre científico como todos y es Hoplias malabaricus.

tararira pesca

Las características de esta especie son un cuerpo circular y alargado, aunque no por eso deja de ser robusto. Al ser un pez carnívoro posee una buena dentadura, la cual incluye dientes hasta en su paladar; todo ello para devorar a su presa rápidamente. En cuanto a su peso se puede decir que sus ejemplares van de 800 gramos a 5 kilos como máximo.

La Tararira elige aguas quietas y poco profundas para habitar, en lugares donde haya buena vegetación y con temperaturas cálidas. Su condición le permite respirar aire si la situación lo requiere y no sólo se alimenta de peces, sino que también su dieta incluye cualquier otro tipo de animal que no sea común del agua pero que pueda aparecer en su hábitat por alguna razón.

La pesca de esta especie es un lindo desafío para los amantes de las disciplina, desde el sur de Norteamérica hasta el Río de La Plata en Argentina, se pueden encontrar sus ejemplares y capturarlos. Uno de los lugares donde se consiguen las mejores presas de esta familia es sobre el Río Paraná (que atraviesa Brasil, Paraguay y Argentina).

Para obtener una Tararira lógicamente primero hay que estar en el lugar indicado, luego hay que tener los aparejos necesarios. Lo ideal es poseer una caña que ronde en los dos metros y luego se pueden usar cebos naturales como artificiales, es recomendable optar por los segundos en caso de querer realizar la pesca y luego su devolución al agua. También es importante poder tener una pinza con una punta larga para extraer el pescado del anzuelo sin ser lastimado por sus dientes.

Es muy común que muchos pescadores intenten proteger a la especie y en caso de capturar uno de sus ejemplares lo devuelvan a su hábitat.

pesca tararira

A la Tararira se la conoce vulgarmente como Guerrero de las lagunas y tiene algunas costumbres muy particulares, por ejemplo en otoño se alimenta bastante aumentando de esa manera su peso, ya que en invierno se oculta entre la vegetación y el barro para protegerse del frío. Luego en primavera sale y es la época donde más flaca se la ve, aunque en verano su masa corporal vuelve a aumentar.

Esta especie es un buen desafío para los pescadores, ya que es un pez que ataca con mucha fuerza y está atento a cada movimiento de sus presas. Sin embargo su captura no es para cualquiera, porque como bien se dijo antes es todo un “guerrero”.

Deja un comentario

error: